imagen del programa SUD para pacientes internos

Apoyo en el cuidado en el lugar en salud del comportamiento

Incorporar administradores de cuidados en centros de tratamiento del abuso del alcohol y de las drogas para intensificar el apoyo

Los siguientes administradores de casos de salud del comportamiento de Healthfirst contribuyeron a este artículo: Andrea Pressman, Kelly Rumm, Kelly Malloch, Stefanie Matthews,

Aproximadamente 3 millones de neoyorquinos mayores de 12 años sufrieron un trastorno por abuso de sustancias (SUD, por sus siglas en inglés) en 2022;esto significa que un consumo recurrente de alcohol o drogas afecta su capacidad para cumplir con obligaciones importantes en el trabajo, la escuela o el hogar.

Cuando se desarrolla un SUD, algunas personas reciben tratamiento en un centro de rehabilitación para pacientes internos. Lamentablemente, es habitual que los pacientes con SUD sean reingresados luego de haber recibido tratamiento. - Según un estudio, el 42% de los pacientes fueron reingresados al menos una vez en el transcurso del año luego de haber recibido el alta. Esto puede ser la consecuencia de una planificación desarticulada y poco realista del alta y de la falta de conexión con el apoyo comunitario.

Muchos miembros con SUD también tienen necesidades sociales relacionadas con la salud que afectan su bienestar general, como vivienda o inseguridad alimentaria. Esto incide en su capacidad para continuar en su camino hacia la recuperación luego de abandonar el centro para pacientes internos.

Como consecuencia de un programa reciente que implementamos en Healthfirst, los miembros que son admitidos en centros para pacientes internos para desintoxicación o rehabilitación ahora reciben apoyo extra tanto durante su estadía como después de haber regresado a su comunidad.

La importancia de planificar el alta

Planificar el alta de manera adecuada para la estadía de pacientes internos, sea de un hospital de cuidado agudo o de un centro de rehabilitación, es de vital importancia. Al igual que contar con un plan para el alta luego de una hospitalización por problemas agudos puede prevenir un reingreso, contar con un plan de alta personalizado establecido mientras se encuentra en un centro de rehabilitación —una que incluya citas de seguimiento y conexiones con apoyo comunitario— puede reducir la probabilidad de un reingreso y extender la permanencia de un miembro en la comunidad.

Los planes de salud, incluso, son medidos en su capacidad para conectarse con los miembros luego de una estadía por rehabilitación para pacientes internos —una medición HEDIS que realiza el seguimiento del porcentaje de las hospitalizaciones de pacientes internos, las altas de tratamientos en el hogar por SUD como resultado de cuidado de seguimiento en un lapso de 7 y 30 días—.

Sin embargo, relacionarse con los miembros luego de haber abandonado un centro para pacientes internos puede resultar complicado. La comunicación telefónica tradicional solo es tan exitosa cuando se trata de llevar a cabo transiciones de cuidado y vincularlas a un tratamiento de seguimiento adecuado.

Una conexión en persona

Por esa razón un programa en Healthfirst incorpora administradores de cuidados de Healthfirst en el centro para pacientes internos y los integra en su personal. Los administradores de cuidados en el lugar establecen conexiones en persona y desarrollan confianza con los miembros durante su estadía; asimismo trabajan con el personal existente para desarrollar planes de alta personalizados para cada miembro. Los administradores de cuidados también continúan haciendo un seguimiento de los miembros luego de alta para asegurarse de que acuden a las citas y están conectados con los recursos de la comunidad que necesitan.

Además de ser trabajadores sociales con licencia o consejeros de salud mental, los administradores de cuidados acercan un nivel de familiaridad a los miembros porque viven en la comunidad donde brindan servicios y comprenden lo que sucede en el vecindario.

Hasta el momento, siete administradores de cuidados de Healthfirst se encuentran en cuatro centros SUD, en Queens, Harlem y Brooklyn. Nuestro objetivo es contar con administradores de cuidados en 10 a 15 centros aproximadamente a finales del año.

Aunque aún es muy pronto para informar datos del éxito de este programa, los centros participantes han proporcionado comentarios positivos sobre los administradores de cuidados incorporados. Cuando todos los sistemas trabajan de manera colaborativa, podemos lograr mucho más para nuestros miembros.